lunes , septiembre 23 2019

Alientan a “altas expectativas” laborales con personas con discapacidad

Negocios /

Creer en las personas con discapacidad intelectual y tener altas expectativas en su desenvolvimiento fue la demanda y la conclusión a la que se llegó durante el Encuentro de Empresas Incluyentes, organizado por la Universidad de Monterrey.

En la reunión, participaron algunas de las organizaciones que han empleado a jóvenes egresados del Programa de Inclusión Social y Educativa (PISYE) de la UDEM.

El encuentro se desarrolló esta mañana en la Sala de Eventos del Centro de la Comunidad Universitaria, con la presencia de José Honorio Cárdenas Vidaurri, director de la Escuela de Educación y Humanidades de la UDEM, y de Paola Dantés Rodríguez, directora de PISYE.

uanl

Durante la actividad, se desarrollaron dos paneles, uno de ellos con directivos de empresas incluyentes y el otro con jóvenes trabajadores.

María José Granados Hernández, coordinadora de Inclusión Laboral de PISYE, señaló que el objetivo fue crear un espacio de reflexión con participación de directivos y personal de recursos humanos de las empresas para que ellos compartieran sus experiencias.

“Para que se dé una inclusión laboral se necesita dar el primer paso: tener la intención de conocer, de no cerrarnos por indecisión o por miedo, sino más bien dar el paso, cultivarnos y educarnos en el tema de la discapacidad; en nuestro caso es la discapacidad intelectual”, estableció.

La directiva universitaria exhortó a que la inclusión laboral se realice en un ambiente digno y de respeto, buscando procesos de capacitación y sensibilización en el tema y estar atento a los beneficios del desarrollo y la comunicación entre los miembros del equipo de trabajo.

“Algo muy importante es creer en ellos, tener altas expectativas en los chicos y darnos todos esta oportunidad de conocer sus talentos y sus habilidades”, sostuvo.

Granados Hernández aclaró que no es necesario crear puestos especiales, sino que se busquen vacantes existentes, y plantear expectativas firmes y positivas sobre los jóvenes.

“Podremos notar el compromiso y gran agradecimiento que va a sentir el empleado una vez que se le da este espacio y se crea un gran sentido de pertenencia con el espacio laboral”, mencionó.

Actualmente, trabajan con la UDEM alrededor de 20 organizaciones en este programa, entre ellas Kidzania, Eaton, Servicios Funerarios Valle de la Paz, Planetario Alfa y Cinépolis.

Fabricio Fernández, coordinador del área de Atención al Público en el Planetario Alfa, narró parte de la experiencia de la institución a lo largo de dos años en los que han sumado cinco jóvenes con discapacidad intelectual como guías.

“Al principio fue un proceso de aprendizaje, tanto de nosotros como empresa al incluirlos en nuestros equipos de trabajo, como de capacitar también a nuestra gente para adaptarse a esta nueva dinámica de convivir con personas con discapacidad y también el proceso de capacitarlos a ellos para esta nueva experiencia”, indicó.

El directivo relató que, al principio, fue una tarea que requirió esfuerzo, pero después de eso han sido solo beneficios.

“Ha sido muy positivo para ellos estar con nosotros participando, es algo que los motiva, que les da una razón para levantarse todos los días, que van a ver a sus compañeros, que van a estar en contacto con el público”, mencionó.

Pero reconoció que también es positivo para la organización el incluirlos, ya que les recuerda que hay que “poner todos los días todo el esfuerzo y el corazón”.

“Y para el público que nos visita también es una experiencia muy gratificante verlos que se están desarrollando con nosotros”, destacó.

Para Lucía Tovar, del área de Dirección Funeraria de Valle de la Paz, “la inclusión dentro de la empresa ha sido positiva, tanto de ellos como de nuestro personal; como en todas la empresas, existen los malentendidos, pero se trabaja con el personal sobre la sensibilización”.

En esta organización, actualmente, laboran dos personas: una en recepción y otra en el departamento de mantenimiento.

“El desempeño ha sido el deseado, nos ayudan, nos apoyan y se va buscando en dónde se puedan desenvolver, y no generarles tantos conflictos, sino que se les pueda favorecer dentro de su misma área o proporcionarle una distinta”, explicó.

Al final del encuentro, un grupo de estudiantes del diplomado en la UDEM presentó un número de danza a los asistentes.

Especial / El Portal de Monterrey

Nosotros El portal de Monterrey