viernes , diciembre 13 2019

La “cobija” presupuestal es corta pero cubre a escolares de Higueras

Regional /

La voluntad política combinada con la sensibilidad, hacen posible que el ayuntamiento de Higueras alcance a cubrir a todas las familias en el gasto escolar, pues la municipalidad es la única entidad de gobierno que mantiene el subsidio al ciento por ciento.

La “cobija” de recursos es muy cortita, sin embargo, el alcalde Jesús Ramírez González comenta que el municipio ha sostenido el apoyo a todas las familias con hijos estudiantes de educación básica.

“Nosotros tomamos conciencia de la situación socioeconómica de las familias, agrega el Presidente Municipal al puntualizar que los ingresos son pocos y se destinan a la cobertura de las distintas necesidades de la gente”, mencionó.

uanl

“Hemos realizado obras sanitarias, pluviales, pavimentación y rehabilitación de espacios públicos, y no hemos cancelado el apoyo a las familias en el gasto escolar de sus hijos”, explica el Jefe de la comuna de Higueras.

Eso, además de los apoyos a los adultos mayores, cobertura de gastos de recetas médicas y traslados a clínicas, hospitales.

“Todo ha sido un trabajo de gestión, presentación de proyectos y el razonamiento social para conseguir recursos, por ejemplo, del gobierno del Estado que nos ha respondido las peticiones”, dijo el alcalde.

“El presupuesto es de poco más de 34 millones de pesos con lo cual atendemos a mil 400 habitantes”, detalló el alcalde al comentar que el apoyo escolar incluye los útiles, uniformes, mochilas y hasta el calzado de las niñas y niños.

“Además, hemos mantenido el apoyo económico para el transporte a los muchachos que van a escuelas de municipios vecinos”, expresó.

El munícipe le da mucho valor social a la posibilidad de que los estudiantes asistan a la escuela limpios, con sus buenos uniformes y con zapatos.

“Eso es un valor que tiene mucho que ver con la autoestima de las niñas y los niños”, razona el alcalde al recordar que en su época de estudiante sus padres se las ingeniaban para que tuvieran uniformes pues se llegaba al extremo de que entre los hermanos se “heredaban” el atuendo escolar.

Por: Pedro García / El Portal de Monterrey

Nosotros El portal de Monterrey