domingo , octubre 20 2019

Sin límites

Por: Patricia Pedraza  / Editorial

Hablando entre Lenguas

“Creer en si mismo” es una de las frases de inspiración  y motivación que se escuchan continuamente para lograr una meta, o un sueño.  Wayne W. Dyer escritor estadounidense dijo un día que “si crees en ti mismo no habrá nada que esté fuera de tus posibilidades”

Este principio es muy bien entendido y aplicado por  los participantes de los  Juegos Paralímpicos,  donde la competencia es para atletas héroes con ciertas discapacidades físicas, mentales, así como sensoriales, parálisis cerebral, ceguera, deficiencia intelectual y discapacidades motoras.

uanl

Haciendo mi tarea de investigación y encuestas encontré que un gran porcentaje de nosotros nos preguntamos por qué no se les da más difusión a estos juegos paralímpicos cuyo mensaje va mas allá de una simple competencia. ¿Intereses, falta de visión, mercadotécnica, apoyo?

Si bien es cierto que nosotros tenemos el control de seleccionar nuestros programas de televisión  o programas radiales,  sin  duda estamos supeditados a lo que los monstruos de la mercadotecnia nos pongan en la pantalla, como ellos quieran, a la hora que ellos quieran y en el estilo que ellos quieran.

Lo importante  y grave del asunto, es que están dejando pasar un importantísimo momento para edificar, construir o arreglar a una sociedad  que sea más sensible, más humana y con más valores sobre la vida misma.  En estos tiempos se necesitan noticias buenas, noticias que inspiren, programas que eduquen, que edifiquen, pero sobre todo  que motiven a lo bueno.

De acuerdo a Wikipedia el nombre  de Juegos Paralímpicos incorpora el prefijo griego παρα, para, que significa  proximidad o similitud (con los Juegos Olímpicos) aunque en su momento el nombre se debiera a la presencia de participantes  con parálisis y paraplejia. Y como todo artículo que escribo tiene que ver con algo relacionado con las lenguas pues su logo, en el cual   aparecen tres formas con silueta semejante a  un bumerán han sido bautizadas como “Agitos” (del latín agito, esto es, “me muevo”).

Estos participantes son una gran lección de vida  y ejemplo a seguir para los que estamos completos, para los que tenemos la bendición de tener nuestras dos piernas, nuestros dos brazos,  tenemos la bendición de tener nuestros cinco  sentidos pero que tristemente  no valoramos, ni les sacamos su máximo potencial. Quizás nosotros también podríamos ser parte de los discapacitados, porque nuestra mente  está limitada   y nos rendimos a la primera.

Si aprendemos un idioma nos frustramos  porque  nuestra mente limitada nos dice que es muy difícil lograr la fluidez y nos rendimos fácilmente.  Empezamos una rutina de ejercicios  con una dieta balanceada y  no logramos nuestra meta porque nuestra mente limitada nos dice  que la comida chatarra es mejor que la saludable y así seguimos sin realmente abrir nuestras posibilidades para lograr nuestro sueño.

El creer en sí mismo encierra toda una serie de valores que todo ser humano debe cultivar cada día. Si todo participante de los Juegos Paralímpicos tiene como base los valores de  coraje, determinacióninspiración e igualdad y los aplican estos diariamente en su vida,  resaltándolos mas en sus competencias, nosotros los discapacitados de mente,  debemos quitarnos los limites, descubrir nuestros talentos escondidos y luchar por nuestros sueños. Si ellos pueden, ¡nosotros también podemos!

(*) Colaboradora. Directora y Coordinadora de Idiomas de Texas School of Languages con sede en Houston, Texas. Profesora de español e inglés como segunda lengua.

https://www.facebook.com/patricia.pedraza.5

 

 

Nosotros invitado